Corte federal frena decreto de Biden que obliga a médicos a brindar tratamientos de transición de género

Corte federal frena decreto de Biden que obliga a médicos a brindar tratamientos de transición de género

Los médicos y hospitales religiosos no tendrán que realizar procedimientos de transición de género en violación de su conciencia, dictaminó el viernes un tribunal federal de apelaciones.

El fallo de la Corte de Apelaciones del Octavo Circuito bloqueó por segunda vez un mandato de la administración Biden para que los profesionales médicos realicen el procedimiento. El mandato, contenido en una regla emitida por el Departamento de Salud y Servicios Humanos, amplió la definición de no discriminación “por motivos de sexo” para incluir la identidad de género.

El HHS emitió el mandato en 2016, interpretando que la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio requiere que «los médicos realicen procedimientos de transición de género en cualquier paciente, incluidos los niños, independientemente de si el médico cree que el procedimiento podría dañar al paciente».

El fallo de un panel de tres jueces se produjo en Sisters of Mercy v. Becerra, un caso presentado por una coalición de hospitales católicos, una universidad católica y monjas católicas que administran clínicas de atención médica para los pobres. El Fondo Becket para la Libertad Religiosa, una firma de abogados de interés público sin fines de lucro, representó a los grupos católicos.

Los grupos católicos dijeron que hacer cumplir el mandato a los proveedores de atención médica religiosa violaría las garantías contenidas en la Ley de Restauración de la Libertad Religiosa de 1993. El HHS había dicho que ofrecería una «excepción» al mandato «caso por caso» a los proveedores religiosos que solicitaran una.

Luke Goodrich, vicepresidente y asesor principal de Becket, dijo que la decisión de la corte liberó a los profesionales de la salud para actuar de acuerdo con su conciencia y su mejor criterio médico.

“El gobierno federal no tiene por qué obligar a los médicos a violar su conciencia o realizar procedimientos controvertidos que podrían dañar permanentemente a sus pacientes”, dijo. “El intento del gobierno de obligar a los médicos a ir en contra de su conciencia fue malo para los pacientes, malo para los médicos y malo para la libertad religiosa”.

La administración Biden tiene 60 días para solicitar al Octavo Circuito que vuelva a escuchar el caso y 90 días para apelar directamente a la Corte Suprema.

Ni el HHS ni el Departamento de Justicia, que representa al HHS en los casos judiciales, respondieron a las solicitudes de comentarios.

La Corte de Apelaciones del Quinto Circuito también emitido una orden judicial contra el mandato el 22 de agosto en una demanda de la Alianza Franciscana.

(function (d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s);
js.id = id;
js.src = «//connect.facebook.net/en_US/sdk.js#xfbml=1&version=v2.5»;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));

FUENTE DEL ARTICULO

Deja un comentario

CONTENIDO PROMOCIONADO

Categorías

Publicaciones Recientes

Sobre el Editor

Jasson Mendez
Editor del Blog

Nuestra mision es complacer a todos nuestros usuarios sean clientes, lectores o simplemente visitantes, la experiencia merece la pena.

CONTENIDO PROMOCIONADO

CONTENIDO PROMOCIONADO

RD Vitual Copyright © 2022. Todos los Derechos Reservados.